Franquicias arquitectónicas


Sobre los edificios que parecen maquetas
Hoy he visto unas fotografías de un edificio de H&dM, en San Francisco, exento , en medio de un parque . Ya son una franquicia. Probablemente, de hecho ,les habrán encargado alguna cosa con cobre como si no hubiesen hecho en la vida nada más que el depósito de señales Auf den Wolf, que visité.
Inciso sobre el Auf den Wolf: era un edificio todo contexto. Tengo una serie de diapositivas secuenciales , sobre él, en las que se ve como esta caja muda , autista, reacciona a todo su entorno , sea el que sea : los muelles ferroviarios que los mismos H&dM construyeron al lado , las vías, las catenarias, los guijarros de granito del suelo , los trabajadores con mono de color amarillo chillón . Y también la luz, una luz muy baja, de invierno , que oscurecía un cobre que había empezado a ennegrecer , que dejava ver lo que había detrás, que permitía dialogar a las dos partes del edificio hasta convertir el forro de cobre en algo más que un simple forro .
En el mísmisimo centro de un parque , el cobre sigue funcionando : aquí el objetivo es revestir unas paredes que seran de lo que sean , ladrillo , hormigón, vete tu a saber : El cobre reviste , también, en este caso , unas cubiertas que forman la quinta fachada del edificio. Se presenta texturizado , pixelado , troquelado sofisticadament por ordenador. Aún así , el edificio presenta un carácter, por definirlo de alguna manera, de edificio, precisamente . Ésto lo digo en oposición a los edificios que no parecen salir de un estado de maquetas grandes. La diferencia es subtil y difícilmente expresable sin conocer un contexto , unos planos, y se basa mucho en las sensaciones : la sensación de ver que el proyecto de ejecución ha pasado literalmente por encima del edificio sin afectarlo , de que que la tectónica , los ladrillos , la estructura , los elementos que pesan o no pesan , no lo han afectado

Toyo Ito: Sendai. El arquitecto creía que la estructura no pesaría, y pesa: tiene materialidad, soldaduras,las barras no se llevan excesivamente con la luz. Resultado : espacio fluido , luz que rebota por unas columnas que son mucho más que columnas de lo que deberían ser . Las juntas constructivas modifican la percepción a cada momento, a cada paso , lo enriquecen y convierten la construcción del edificio en algo positivo, que lo ha enriquecido definitivamente.
Aldo Rossi, hotel en Tokio, el arquitecto no tiene demasiado en cuneta los aspectos tectónicos del edificio: la obra de fábrica es un revestimiento , las columnas parecen no aguantar nada, las aristas son demasiado puras y no parece que se haya considerado demasiado el envejecimiento del edificio. Del básico , de los dibujos realizados por él , de las maquetas ,no hay ni reflexión ni gran cosa . Y el edificio termina siendo esquemático.
H&dM parecen , por el momento , una máquina de producción de proyectos : proyectos cada vez más esquemáticos , proyectos grandes, proyectos locos , diferentes, producto de una reflexión acumulativa que los hace, sistemáticamente, levantarse sobre sus propios edificios para progresar.Pero estos edificios , también sistemáticamente , tienen un carácter que les hace despegarse de plano siempre: puede fallar la estructura , algún material , pero el nivel medio , la sensación, la percepción , siempre es estar frente a un edificio terminado , a un edificio mejorado , pensado des de los materiales y la construcción.
Y todo ello me ha dejado un buen sabor de boca .

Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *